Almohadas

Almohadas

Elegir una almohada adecuada es tan importante como la elección del colchón o la base. Podemos aliviar el dolor de espalda, solucionar problemas de ronquidos, prevenir posturas incorrectas de cervicales, y aliviar carencias de sueño. Por todo ello vamos a daros unos consejos para ayudaros en esta importante elección.

Existen tres factores que nos ayudan a comprobar la calidad de las almohadas:

  • Almohadas baratas asturiasRelleno. Pueden estar rellenas de fibras sintéticas como poliéster o  espuma, o de fibras naturales como el plumón y plumas.
  • Cantidad de relleno. Es lo que determina la firmeza de la almohada y es necesario para el confort y un adecuado soporte.
  • Tela de la funda. Las almohadas rellenas de fibras naturales deben llevar una funda de algodón 100% para que circule mejor el aire. Las telas de las fundas deben ser suaves y absorbentes.

Seleccionar una almohada con el relleno correcto es fundamental para tener un sueño confortable y saludable, y eso depende de tu ‘estilo de sueño’. No hay posturas mejores ni peores, si no hábitos que vamos variando con el paso del tiempo, por lo que debemos elegir una almohada acorde a nuestra forma de dormir.

  • La almohada suave es aconsejable para las personas que cambian frecuentemente de posición durante la noche y para los que duermen boca abajo.
  • Las de mediana densidad son mejores para las personas que duermen boca arriba.
  • Las almohadas duras se recomiendan para los que duermen de lado, mayor cuanto más anchos sean los hombros.

Las almohadas de relleno natural son suaves, flexibles y confortables por lo que, si no estamos seguros de la posición que adoptamos durmiendo, son las más aconsejables. Además son muy duraderas y la mayoría de los fabricantes usan hipoalergénicos en su confección.

Una almohada de relleno sintético no da olores y no causa alergias. También son duraderas y pueden ir a la lavadora.

almohadas baratas asturiasPara las de relleno natural es conveniente usar tanto la funda como un protector para evitar tener que lavarla mas a menudo. Deben lavarse al menos una vez al año ya sea en lavadora o en seco.

Las de fibra sintética hay que lavarlas en agua tibia cuando estén perdiendo su forma o estén aplastadas.

No usar la almohada correcta aparte de producir que nos desvelemos puede ocasionar problemas de cuello y espalda. Por eso, cuando ésta pierda su forma o veamos que se está quedando sin relleno, es el momento de cambiarla

Con todo esto solo nos queda recomendaros que os relajéis… ¡y a descansar!

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR